Entradas

NUEVA ETAPA

Imagen
He tenido en abandono este blog, confieso que me he dejado desmotivar por la falta de lectores. No sé si a todos los escritores les pasa lo mismo, pero para mí escribir es como conversar con alguien, con el lector, y su retroalimentación completa ese dialogo que yo comienzo con un texto, un artículo o simplemente contando una experiencia. Estamos en una época donde estamos sobre estimulados con información visual, los videos y el material grafico se impone sobre el texto, la gente cada día quiere leer menos, por lo que publicar un enlace en facebook o en instagram es como vender paletas en medio de una nevada. Carece de importancia lo que uno tenga que decir, no obstante hay proliferación de nuevos escritores que quieren dar testimonio de cuán difícil ha sido su vida antes de probar las mieles del éxito, porque esta es la época del éxito y la felicidad colectiva, es casi que obligado ser exitoso y feliz y documentarlo en redes sociales. Yo no soy nada de eso, no soy feliz porque tenga …

LA SUERTE DE LA BELLA LA FEA LA DESEA.

Imagen
Decía Carrie Bradshaw la de Sex and the City, que a diferencia de un apartamento en Manhattan que es para siempre, la belleza es fugaz, lo que ella ignora es que nada es para siempre, que tanto la belleza como el apto en Manhattan son perecederos a manos de su majestad la naturaleza y que los dos requieren de un patrocinador, ese sí para siempre, porque requieren ser permanentemente restaurados.
Y es que Carrie en uno de los capítulos puso en el tapete el tema de las modelos y su exagerado éxito con los hombres, sobre todo con los adinerados, para lo cual documenta su artículo entrevistando al a ambas partes. Para concluir de parte de ellas, que ellos están dispuestos a pagar lo que sea con tal de tener un buen gancho donde alojar su pene, porque tienen la fantasiosa idea de que esa calidad de orgasmos difieren en mucho de los que les puedan brindar las demás mujeres. De parte de ellos, se concluye que, las mujeres estamos de alguna forma reducidas a un aparato exprimidor de orgasmos, …

EL FINO ARTE DE NO HACER NADA.

Durante mi niñez había poco que hacer, el ocio era obligado, al menos en los pueblos en donde solía vivir y que ni parques de recreación para niños tenían. Uno mismo se ingeniaba el "Mataculín" poniendo una tabla incrustada en el tallo de un árbol que había cortado en el patio de la casa, se ponían un par de cojinesa lado y lado de la tabla, se sentaba uno en un extremo y el invitado en el otro extremo, mientras el uno volaba alto el otro aterrizaba, así aprendimos a compartir y a tener que vivir las dos experiencias en pro de la diversión.
No solía tener muchos invitados en casa, por lo que el tiempo a solas sin nada que hacer, convertía los días en interminables horas que me hacían dudar de que en efecto solo fueran 24 y no más. Pero en el ocio aprendí a observar los hormigueros, y el movimiento de sus habitantes, imaginaba que estaban organizadas como nosotros en el pueblo, que tenían un alcalde, un cura y profesores, me divertía pensando cual sería la directora de la escu…

ZONAS ERÓGENAS

Imagen
Él ha sido el único hombre que pudo conectar mis dos zonas erógenas: el clítoris físico con el cerebral, como dos puntos cardinales en los cuales se habla el mismo idioma, supo cual era la pulsión exacta con su lengua para activarlos al mismo tiempo, pues nunca he tenido un mejor amante oral en todo el sentido de la palabra, que él. También me amó con ese amor infinito que sólo promete la temporalidad de este plano. Fuimos llevados involuntariamente a un encuentro que ya estaba condenado al exilio y la derrota, y cumplimos puntualmente con el destino como dos condenados a muerte que saben que se van a morir después de haber degustado los más exquisitos manjares. Nuestro manjar lo servimos en la cama, y lo degustamos a sabiendas que no se acabaría al día siguiente, pero si antes del próximo año, nos dimos el lujo de idealizarnos sabiendo en el fondo que no éramos dioses sino demonios jugando al poder de la santidad. Nos separamos con la madurez del espíritu y así ensayamos a morir sin d…

SER NECESITADOS

Imagen
Hay una sensación de libertad muy grande en no ser necesitado, la hay cuando el ego lo permite, porque al ego le interesa mucho que lo necesiten para su supervivencia, él traduce esa necesidad como amor, como importancia, como que se es insustituible, una vez nos damos cuenta que no somos amados por ser necesitados, que no somos tan importantes como quisiéramos y que todos somos reemplazables, se produce un hueco profundo en nuestro ser, es nuestro encuentro con la mortalidad, con la realidad de que este cuerpo es sólo un holograma más de los tantos que recreamos a lo largo de la eternidad para poder aprender todas las lecciones que necesitamos antes de hacernos “grandes” entiéndase grandes como evolutivamente superiores. Es la primera vez en toda mi vida que me encuentro con esta realidad, nadie me necesita, al menos en apariencia, también es la primera vez que deseo que así sea, que me siento a gusto no siendo necesitada, es verdad que al principio asusta mucho, me sentía a la deriv…

MENTIRAS PIADOSAS

Todos mentimos, y lo hacemos más de lo que queremos admitirlo, incluso lo hacemos inconscientemente. La vehemencia con que defendemos la sinceridad es directamente proporcional con nuestro talento para mentir, no lo hacemos con la intención de lastimar a nadie por supuesto, salvo algunas excepciones, pero si no me cree, sólo tiene que pedirle a alguien de confianza que interrogue a una persona que tuvo una experiencia (buena o mala, no importa) con usted y que la grabe, se sorprenderá al ver que la manera como reposa esa experiencia en la memoria de esa persona, dista mucho de cómo reposa en la suya, y seguramente usted pensará que es un mentiroso, me aventuro a decir que si bien es la manera que tenemos para nombrar la distorsión de la “realidad” la verdad es que la manera como todos percibimos una experiencia es tan intima y personal que es imposible que dos personas la vivan exactamente igual. Mentimos por instinto de supervivencia, y aunque pensamos que la supervivencia sólo se deb…

¿PORQUÉ YO NO?

Imagen
Nunca nos pusimos de acuerdo, pero por esas sincronías misteriosas que se quedan guardadas en el anonimato, todos los que cenaríamos juntos aquella noche, que éramos 4 personas en total, vestíamos exactamente los mismos colores de ropa, vino tinto con negro, nos reímos de esa sincronía que pensamos era consecuencia de nuestra conexión afectiva y no una macabra coincidencia que nos reuniría en una experiencia dramática que conscientemente no pedimos, pero que recreamos por razones que aún no terminamos de comprender. Era una de esas noches frías de South Florida donde yo estaba particularmente excitada por el cambio de clima y decidí estrenar una chaqueta de invierno de color vino tinto, un color inusual en mi ropero. Mis planes estaban concebidos para regresar a casa a las 11 de la noche por tardar, habíamos decidido ir a un parque de luces después de cenar para sacar a la madre de mi prima que había estado por meses en una larga recuperación, estábamos contentos de estar reunidos, mi …